Principales características
  • Los biocarburantes son combustibles líquidos o gaseosos producidos a partir de materias primas biológicas vegetales o animales. Son la principal fuente de energía renovable y no agotable utilizada en el transporte. Su uso ayuda a reducir la dependencia energética del petróleo. Los dos principales biocarburantes son actualmente el biodiésel y el bioetanol.
  • El balance de emisiones en el uso de biocarburantes, nos indica que se reducen las emisiones de gases de efecto invernadero (GEI) del transporte, así como las de óxidos de azufre, monóxido de carbono, hidrocarburos inquemados y partículas respecto a los combustibles fósiles tradicionales.
  • Los biocarburantes consumidos en la Unión Europea cumplen estrictos criterios de sostenibilidad que garantizan importantes ahorros de emisiones y su pleno respeto al medio ambiente.

 

Biodiésel

  • El biodiésel es un biocarburante líquido que sustituye al gasóleo fósil. Se obtiene a partir de aceites vegetales frescos –de colza, soja o palma, entre otros– y aceites de cocina usados y grasas animales. El biodiésel se utiliza en motores diésel mezclado con gasóleo fósil en distintas proporciones o en estado puro.
  • Todos los vehículos con motor diésel están garantizados para funcionar con una mezcla de gasóleo fósil con hasta un 7% de biodiésel en volumen. Esta mezcla es el gasóleo normal que se vende en todas las estaciones de servicio en España. Muchos fabricantes ofrecen vehículos que pueden consumir carburantes con mayor proporción de biodiésel o incluso biodiésel puro.

 

Bioetanol

  • El bioetanol es un biocarburante líquido que sustituye a la gasolina fósil. Se obtiene principalmente a partir de materias primas ricas en azúcar o almidón como, por ejemplo, la caña de azúcar o los cereales. Recientemente, se ha empezado a fabricar también a partir de residuos agrícolas, forestales o urbanos. El bioetanol se utiliza en motores de gasolina mezclado con ésta en distintas proporciones.
  • Todos los vehículos con motor de gasolina están garantizados para funcionar con una mezcla de gasolina fósil con hasta un 5% de bioetanol en volumen. Esta mezcla es la gasolina normal que se comercializa en todas las estaciones de servicio en España. La mayoría de los vehículos fabricados a partir del año 2000 podrían utilizar también mezclas de gasolina con hasta un 10% de bioetanol en volumen, aunque este carburante aún no se distribuye en España. Los denominados vehículos de carburante flexible, que fabrican las principales marcas de automóviles, pueden utilizar mezclas de gasolina con hasta un 85% de bioetanol.

Más información: APPA BIOCARBURANTES.